Nueva Estrategia de la Comunidad de Madrid de Atención a las Personas Mayores

Carlos González Pereira presentó la Estrategia que ha sido aprobada por el Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid y que explica las cinco grandes líneas el trabajo que va a desarrollar la Comunidad en los años 2017-2021. Una estrategia por y para los mayores, con una importante inversión económica de más de 6.790 millones de euros para estos próximos cuatro años.

El director general de Atención a la Dependencia y al  Mayor, Carlos González Pereira, comenzó comentando que con esta estrategia se pretende mejorar la coordinación sociosanitaria, incrementar la autonomía personal, mejorar las condiciones de salud y prevenir el deterioro de las personas mayores entre otros.

A continuación expuso las cinco líneas de trabajo de la Estrategia.

La primera de ellas enfocada al envejecimiento activo y prevención de situaciones de dependencia, contiene 59 medidas que desarrollan actuaciones para la población en general: como son las rutas culturales, el convenio interuniversitario para mayores, la entrega de premios a mayores singulares, el homenaje a personas centenarias, las mejoras en la seguridad para los mayores en coordinación con el Ministerio del Interior, el desarrollo de programas y talleres con los ayuntamientos donde se seguirán desarrollando la escuela de abuelos, programas de mayores en colaboración con la obra social La Caixa o incentivar las relaciones intergeneracionales a través de las nuevas tecnologías.

Incluye también actuaciones en residencia y centros de Día cómo  acercar los museos a las residencias, promover las charlas que mejoren el conocimiento, programa de “haz tu sueño realidad” con gran aceptación y que ha logrado cumplir el sueño de mayores como es el de una señora mayor que nunca había visto el mar y deseaba ir a la playa, el sueño se cumplió gracias a la Dirección General, cultivo de jardines y huertos, concursos de tarjetas navideñas que luego se envía como felicitación de navidad de la Consejería y talleres de informática y de dinamización sociocultural.

La segunda línea está orientada a implantar medidas enfocadas a mayores autónomas en dificultad social. El objetivo es mejorar en los servicios actuales tanto en residencias como en pisos tutelados además de las estancias temporales y acogimiento familiar. Se va a desarrollar un programa de viviendas compartidas entre mayores que se pondrá en marcha en el 2018, que puede ser la medida estrella a la hora de ahorrar gastos.

Otro de los objetivos es mejorar la coordinación con la agencia madrileña de atención social (AMAS), ajustar y adaptar las plazas de residencia y de pisos tutelados a la situación real, y la regulación de las ayudas al acogimiento familiar.

La tercera de las líneas pasa por el desarrollo del catalogo de Servicios Sociales y prestaciones para personas dependientes. Se incrementará la oferta de servicios de Tele-asistencia así como se mejorará el servicio. Dicho servicio tiene 34.000 usuarios, todos por la Ley de Dependencia.

También se incrementará el servicio de Ayuda a Domicilio y se mejorará su calidad. Actualmente cuenta con 32.000 usuarios.

En cuarto lugar, mejora de la coordinación socio-sanitaria en la atención a la dependencia y al mayor. Desarrollo de la ruta socio-sanitaria, incrementar la colaboración en el sistema de salud para el diagnostico de la situaciones de dependencia e inversión para la creación de un centro socio-sanitario experimental, son los objetivos de esta línea de actuación.

Por último se contempla la organización integrada, moderna e innovadora en la prestación de servicios públicos. Se quiere modernizar la organización para la mejora de la calidad de los servicios a través de la elaboración y desarrollo de un plan de formación adecuado a las necesidades, mejorar la comunicación mediante las tecnologías de información, desarrollo del archivo electrónico y renovación de equipos informáticos y telefonía.