Pedro Corral: “La Ley de Memoria Histórica fue un adanismo de Zapatero”

Pedro Corral, concejal en el Ayuntamiento de Madrid por el PP,  fue el invitado en la última aula de formación del Partido Popular de Madrid.

Donostiarra, español a conciencia. Periodista y escritor. Así reza el perfil de Tuiter del último ponente que ha participado en el Aula de Formación, Pedro Corral, en el que se trataron asuntos como los populismos y los nacionalismos.

Experto en comunicación y en la historia reciente de nuestro país, Corral comenzó su alocución haciendo referencia a una cita de George Orwel “para hacer cumplir las mentiras del presente es necesario borrar las verdades del pasado”.

Una frase que explica, a juicio de Corral “por qué la izquierda está empeñada en el ejercicio de recordar el pasado. Es una falta de alternativa de la izquierda ante los problemas actuales de los españoles con su empeño de recordar el pasado”.

La Ley de Memoria Histórica (2007) “fue un adanismo de Zapatero”, ya que desde que España en 1978 iniciara la reparación a todas y cada una de las víctimas de la Guerra Civil Española “se han ido aprobando medidas para reparar los daños causados por la Dictadura”..

Tras hacer un repaso por las diferentes iniciativas registradas relativas a subsanar los errores cometidos por la dictadura de la G. Civil con los Gobiernos de izquierda, es en 1996 cuando se registra la primera pregunta sobre las fosas comunes, en la segunda legislatura de Aznar se duplican los registros de preguntas. Corral puso el acento en que “durante los 14 años de gobierno socialista no se ha producido ninguna preocupación sobre los asuntos de Memoria Histórica”

La Ley de Memoria Histórica hay que situarla en el marco del Pacto del Tinel y el cordón sanitario contra el PP. Para Pedro Corral la “verdadera razón es restarle al Partido Popular toda legitimidad histórica, primero por adjudicarnos ser los herederos de la Dictadura”, y además “somos los malos de la película en el seno de la G.Civil, mientras que ellos se posicionan por la defensa de la libertad”.

La izquierda y los nacionalistas “con esta maniobra se dotan de un plus de legitimidad por encima del PP”, maniobra que Corral calificó de “antidemocrática hecha sobre el magma de las injusticias y las víctimas”.  “La diferencia es que el PP en la G.Civil no existía y ellos, los de la izquierda sí y sin embargo no se ha producido ni una disculpa”, añadió el concejal.

El Pacto de Tinel, “es el pacto de todas las fuerzas que se unen para la deconstrucción de la España constitucional”. La Ley de Memoria Histórica “es un torpedo a la línea de flotación del pacto de concordia acordado en la Transición”. Ahí está la Ley de Amnistía exigida y aprobada por el PSOE y el Partido Comunista para alcanzar el primer pacto por la concordia. Javier Pradera aseguraba que “la piedra angular de nuestra Constitución se apoya en la Ley de Amnistía”. En este sentido, Pedro Corral subrayó que  “nuestra Constitución no se entiende sin la Ley de Amnistía del 77”. Y es justo por eso por lo que “Podemos ha centrado sus ataques en esta Ley en su acción de derribo del régimen del 78, como lo llaman ellos. Ellos saben que con la Ley de Amnistía dinamitada la  arquitectura constitucional se nos viene al suelo de manera irreparable”.

De ahí las iniciativas presentadas en el Congreso como en la Asamblea de Madrid, para que el Gobierno regional se querelle  por los crímenes del fraquismo en la guerra Civil española ante la justicia española. “Nosotros nos remitimos a la jurisprudencia dictada por el  Tribunal Supremo que dice que mientras la Ley de Amnistía esté vigente, no se pueden dirimir las responsabilidades penales por los crímenes de la Guerra Civil y de la Dictadura ni para un bando ni para otro”.

Corral recordó que “se trata de delitos comunes, porque han prescrito”, no se pueden aplicar el principio de retroactividad en la leyes penales en casos desfavorables, “los tratados internacionales sobre derechos humanos y delitos de lesa humanidad no se pueden acoger tampoco al principio de retroactividad, uno no puede aplicar tratados sobre hechos anteriores a la firma del mismo. Es un callejón sin salida”.

Al concejal del Ayuntamiento de Madrid por el distrito de Chanberí le preocupa que desde el consistorio “se vaya a un juzgado a gastarse dinero de los madrileños en cosas que no tienen salida, estamos hablando de algo muy parecido a prevaricación y malversación de fondos”.

Corral aseguró, además, que la izquierda “juega a la estrategia de situarnos en la parte de los malos y los nacionalistas nos ponen como culpables de todo lo que nos pasa. La identificación del Nacionalismo con el Franquismo”.

Así pues, recordó que “hay que tener muy claro el precio que han  pagado  compañeros del PP por la defensa de la Democracia, con su vida la defensa de la libertad”. al tiempo que añadió “seamos valientes y reconozcamos que con la Ley de Memoria Histórica hemos cometido algún error y que hemos de ser defensores de los principios de la libertad, la convivencia, el pluralismo, el respeto al contrario y ver en el adversario como un oponente no como un enemigo a batir, que es lo que pretende implantar la izquierda en nuestra convivencia”.

Ley de Memoria Histórica

En su tramitación el PP, en la comisión constitucional, votó a favor de algunos artículos de esta Ley, en aquellos que supusieran una mejora en la reparación y en las indemnizaciones de las víctimas de la Guerra Civil y la Dictadura.  “Era lo que habíamos hecho siempre. También llegamos a un acuerdo con respecto al Valle de los Caídos con el PSOE, (ahora lo quiere romper), prohibir los actos de exaltación de la Dictadura”.

Con relación a la Ley de 1990 con respecto a las indemnizaciones de los presos políticos, el PP presentó una enmienda para aumentar las indemnizaciones a los presos políticos y fue la izquierda “la que la rechazó. Esto me produce náuseas. La izquierda defendía las víctimas pero para descalificar al adversario”.

En 2002 el PP votó con el resto de grupos parlamentarios una declaración por unanimidad contra el Franquismo. Se hizo un reconocimiento a las víctimas morales de esta guerra, en relación a las fosas. El PP no ha librado ayudas desde 2012 para la búsqueda y exhumación de personas asesinadas en la Guerra Civil. “Pero hay que decir que las fosas hay víctimas de ambos bandos, como en el caso de Paracuellos del Jarama hay 7 fosas sin inhumar con víctimas del bando republicano”.

En este asunto, Corral aseguró que “hemos estado pensando que era una trampa cuando quizá debíamos haber tenido la sensibilidad de ver a todas las víctimas como patriotas. Teníamos que haber facilitado estos trámites, igual que pagamos la exhumación de fallecidos en la División Azul o en la guerra de Cuba, de esa misma manera se debería crear una fundación memorial similares a las de Gran Bretaña o EEUU, sin vinculación partidista, de personas civiles o militares muertas por culpa de la Guerra”.

Así mismo, Pedro Corral añadió “humanamente y patrióticamente sería una buena solución al ejercicio de concordia y reconciliación que debemos perpetuar. Cerrar heridas de una Guerra Civil que se logró con relativo gran éxito. Es mentira que España sea el segundo país del mundo en fosas comunes detrás de Camboya, que ha calado pero que no es real”.

Las ayudas libradas por Zapatero en la Ley de Memoria Histórica las que realmente dedicó a las fosas, entre 2007 y 2011 se destinaron 25 millones de euros en subvenciones por esta Ley de estos solo 8 millones fueron destinados a la localización de fosas. El resto fue para engordar asociaciones pesebres para realizar  Estudios similares a la fabricación de la alpargata y similares para la elaboración de estudios; declaraciones de reparaciones, etc… 1.784 declaraciones en 9 años de 43 millones de españoles que somos. Me parece legítimo pero da idea de cual es el interés real de la sociedad española con esto.

Por último Corral hizo alusión a la “pura de más de 300 calles con nombres como Jardiel Poncela, Salvador Dalí, Jacinto Benavente, Azorín, Miguel Miura”, entre otros que el Ayuntamiento quiere eliminar del callejero madrileño. Cambios que están recurridos a la Justicia y que es probable que no se diriman en esta legislatura.