#SalaTuitsEducación con Rafael Van Grieken

En este nueva edición de la Salas de Tuits del Partido Popular de Madrid, el consejero de Educación e Innovación, Rafael Van Grieken ha hecho un repaso por las principales novedades del curso escolar 2017-2018 y ha explicado las líneas principales de la LEMES.

El consejero de Educación e Innovación, Rafael Van Grieken ha comenzado su intervención haciendo alusión a una de las principales novedades que se pone en marcha y que consiste en un nuevo calendario escolar que no tendrá convocatoria de septiembre a favor del mes de junio. Van Grieken ha destacado el “objetivo pedagógico” de esta medida porque el Gobierno de la Comunidad de Madrid “cree en la evaluación continua”.

En este sentido ha explicado que “la planificación en la educación secundaria es prioritaria porque no tiene sentido que haya inicios del curso escolar diferentes según se estudie Bachillerato o se cursen estudios universitarios”.

El consejero de Educación ha destacado el incremento de alumnos en la Comunidad de Madrid en este curso con 1,2 millones de alumnos en enseñanza lo que denota que en la CM “tiene un buen sistema educativo y sobre todo tienen diversidad en la oferta”. El 54,2% de estudiantes está en el sistema público de enseñanza, un 30% en centros concertados y el resto en privados.  “Esto significa que el 85% de alumnos están escolarizados en centros sostenidos con fondos públicos”, ha subrayado Van Griken además de señalar que la tasa de escolarización de 0-3 años es del  47,3%, “somos los segundos en el marco de las CCAA en la tasa de escolarización”.

También ha destacado que Madrid “tiene mucha eficiencia en el gasto de inversión educativa lo que nos permite tener ratios buenas”. La región cuenta con 802 colegios públicos y más de 500 colegios concertados. Además, en lo que va de legislatura “la capacidad del sistema público ha crecido en 21 mil plazas y se ha invertido mucho dinero en el mantenimiento y obras en colegios.”

Además la educación infantil madrileña cuenta con 94.000 alumnos y 1.643 centros públicos.

Con respecto a los niños que cursan sus enseñanzas en colegios en obras, el consejero de Educación e Innovación ha indicado que se han adoptado medidas como “la modificación de las licitaciones para tener en consideración no solo la contratación de constructoras por la economía en el coste de las obras sino por cuestiones técnicas de cumplimiento en la ejecución de las obras”.

En el curso 17-18 se han incorporado 600 profesores. Desde el inicio de la legislatura un total 1.621 profesores. Precisamente “hemos atendido una vieja demanda de los profesores interinos para que cobren las pagas de verano de la que se beneficiarán 10.000 profesores con un coste de 38.000 mil millones de euros”.

Un éxito, sin duda, para la Comunidad de Madrid es la enseñanza bilingüe en uno de cada dos colegios, uno de cada dos institutos de la CM, y en el 40% en el caso de los centros concertados.

Van Grieken ha recordado otras medidas como las ayudas en becas con 110 millones de euros, el Programa de Segunda Oportunidad, la becas de excelencia, ayudas precios reducidos del comedor,así como las ayudas para alumnos con discapacidad que cursan estudios universitarios. Hay también muchas ayudas indirectas cómo la  reducción de las tasas universitarias en un 20%, en máster un 30%, escuelas infantiles con un 25% y en 2018 se prevé una reducción de un 5% más.

El consejero ha indicado que en la Comunidad de Madrid “creemos en una educación inclusiva por ello damos oportunidades a alumnos de altas capacidades y también a aquellos con necesidades educativas especiales,  cumplimos así con un punto del programa del acuerdo del Gobierno Nacional con Ciudadanos al atender a alumnos con atención al espectro autista”.

En materia de investigación e innovación se trabaja con ahínco para hacer que los estudiantes participen en programas donde la Universidad y la Empresa puedan beneficiarse mutuamente “estableciendo convenios para que los doctorandos desarrollen su proyecto estableciendo puentes de unión de los centros donde se genera el conocimiento y la empresa que necesita de dicho talento para generar innovación”.

LEMES

La Ley del Espacio Madrileño de Educación Superior trata de poner herramientas para que las Universidades públicas y privadas mejoren su competitividad. “Tenemos que ser atractivos para los estudiantes y para ello tratamos de potenciar la docencia, la investigación,la innovación y su transferencia al mercado”, ha indicado Van Grieken.

El consejero ha recordado que Madrid tiene “buenas Universidades donde coexiste lo público y privado”, y ha indicado que se ha trabajado “en colaboración con los responsables las entidades educativas” para conseguir “un modelo estable de financiación económica donde parte de sus ingresos venga por sus resultados a través de la evaluación por sus investigaciones y resultados”.

Van Grieken ha subrayado que “es una anomalía que no exista un método similar cuando sí lo hay en otras CCAA, como Cataluña, Andalucía, o País Vasco entre otros”. Además ha insistido en que “no es una Ley de los rectores sino una Ley del Gobierno de Cristina Cifuentes pero que ha contado con el consenso de todos los rectores. Ahora está en la Asamblea y esperamos que mejore en un trámite parlamentario”.

Por último y antes de iniciar el coloquio con las entidades y asociaciones presentes en la Sala de Tuits, el consejero de Educación e Innovación ha manifestado sentirse “muy orgulloso de los resultados de la parte educativa universitaria y no universitaria, no solo como responsable, sino como usuario y trabajador de la enseñanza madrileña”.

Debate

A la sala han asistido representantes del área sindical de la Administración a través del sindicato CSIF. Su secretaria Olga Fuentes se ha preguntado cuándo los profesores de la enseñanza concertada se beneficiarán del pago de los salarios de verano, a lo que el consejero ha contestado que “son los titulares de los propios centros los que tienen que dar una solución a estos aspectos. Para nosotros es importante ya que el 30% de los alumnos madrileños están cursando estudios en dichos centros cuyo gasto supone más de 1.000 millones de euros”. Así mimos ha asegurado que por parte de la Comunidad de Madrid “trataremos de alcanzar acuerdos pertinentes con las patronales de la enseñanza concertada”.

Por su parte, Emilio Díaz Muñoz, de FERE CECA Madrid se ha mostrado interesado por la evolución del Acuerdo Educativo con el resto de fuerzas políticas. Van Grieken tras explicar la evolución en el procedimiento y tramitación del mismo,- se comenzó con una petición al Consejo Escolar de la Comunidad de Madrid que se transformó en borradores con cambios y sugerencias.- hasta llegar al tercer borrador que se ha tramitado al Consejo para el Diálogo Social de la CM, con CCOO y UGT, CEIM y la Administración, ha subrayado que “queremos crear un grupo de trabajo, ver cual es posicionamiento del mundo educativo y exponer una guía de acuerdos que estén liberados de sesgo político”.

En este sentido “hablamos de incrementar el número de orientadores en los centros educativos, dotar de recursos a centros de atención preferente, o medidas acordadas para la mejora de profesorado, y atención a la diversidad”, también “mejoras salariales con incrementos de los sexenios, están dentro del Acuerdo Educativo desde 2017 a 2020 con un gasto estimado de 850 millones de euros”.

El consejero ha asegurado que se dedican esfuerzos para “mejorar la educación madrileña y por ende al profesorado, un acuerdo sectorial para determinar que cualquier mejora que puede extrapolarse a la enseñanza concertada se ejecute”.

La intervención de Fernando Fernández Blanco de UCETAM ha reforzado en gran parte el discurso de Van Grieken pero ha solicitado al consejero que se dediquen “más esfuerzos” para decir el qué, para qué y el por qué de cada decisión adoptada.  Para Fernández Blanco, “Madrid tiene una gran asignatura pendiente que es mejorar la calidad y apostar y defender aún más la Formación Profesional”.  A pesar de esta crítica el representante de UCETA ha destacado la excelencia de la eduación bilingüe  “ni en los peores momentos de la crisis se ha renunciado en la inversión a los idiomas. Es indudable que Madrid destaca por tener una generación de alumnos con el mejor nivel de Inglés del resto de CCAA”.

Desde UCETAM se ha instado a no “conformarnos con el 47% de inversión, ni en el 0-2” al tiempo que ha recalcado que “si queremos que la FP sea motor del país y de nuestra región tenemos que apostar a saco. El futuro de este país se juega en FP. Debemos ser conscientes de ello y nunca perderemos dinero”. Fernández Blanco ha reclamado a Van Grieken que desde la consejería de Educación “se expliquen las inversiones reales” para evitar sufrir “intoxicaciones informativas que no tienen razón del ser”. Aún así se ha mostrado crítico con la “escasa subida del 1% en partidas a Universidades, y en I+D+i tampoco destinamos lo suficiente, ni a la FP”.

En este sentido el consejero ha asegurado que se han destinado 160 millones de euros más en los   y que se está “elaborando una serie de recomendaciones que implantaremos en nuestro sistema para que lleguen a todos los centros escolares. En cuanto al bilingüismo Van Grieken ha destacado que en Madrid, según un estudio de British Council  “tres de cada cuatro alumnos alcanzan el B1, mientras en el resto de España está en el 28% y en Europa el 42%”.

Con respecto a la apuesta por el 0-2 y la FP, “está dándose un cambio en la oferta educativa y la percepción social de los estudios de la FP, sobre todo, en Grados Superior y se traduce en una mayor demanda de estos estudios”.

El consejero ha insistido en que dar más dinero a la concertada que a la pública “es un uso sectario de las inversiones educativas. La administración debe proporcionar el modelo educativo que piden los madrileños. La realidad es que por cada euro, tres van a la enseñanza pública. No es solo contemplar un programa, solo en personal se van 2 mil millones de euros”.

En cuanto al presupuesto para las Universidades se ha ampliado, y se ha incluido en la LEMES, de modo que en 2019 se pueda superar la financiación a las Universidades Públicas “que tuvieron en su máxima financiación en 2011, por lo que pedimos eficiencia en la gestión de los recursos”.

El último en intervenir en el coloquio ha sido Mario Cornago, estudiante de Ciencias Políticas en la Complutense en representación del debate emergente en las Universidades, preguntando sobre si se han contemplado alternativas ante la imposibilidad de recuperación de asignaturas o exámenes extraordinarios.

Van Grieken ha respondido alegando que “el trabajo del alumno debe ser diario, semanal, no se puede recuperar en dos semanas lo que no se ha hecho en nueve meses, ni siquiera en dos meses de verano”. El consejero ha recalcado que “se trata de trabajar diariamente y en dos semanas ofrecer un refuerzo”.  Así pues los alumnos que tengan 4, 5 o 6 asignaturas “lo tendrán muy difícil, pero esta estadística en septiembre es paupérrima. Creo que el cambio escolar puede resultar muy eficiente”.