Serrano: “Lo del PSM y el respeto a la democracia empieza a ser una enfermedad preocupante”

El vicesecretario de Organización y Electoral del PP de Madrid emplaza a la alcaldesa a devolver los 170.000 euros a los que le obliga la sentencia y a asumir sus responsabilidades

A juicio de Serrano, comienza a ser una tónica habitual en el PSOE utilizar diferentes tretas para salirse con la suya

El vicesecretario de Organización y Electoral del PP de Madrid, Alfonso Serrano, ha advertido hoy que “el respeto a la democracia empieza a ser una enfermedad preocupante para el PSM y para algunos alcaldes socialistas”. Serrano se manifestaba así tras la sentencia del juez de lo Contencioso-Administrativo número 9 de Madrid que obliga a la alcaldesa de Aranjuez, Cristina Moreno, y a sus ediles a devolver 170.000 euros que cobraron tras asignarse el sueldo con un decreto nulo de pleno derecho.

La decisión del juez con la primera edil de Aranjuez se suma a la conocida ayer con la apertura del juicio oral al alcalde de Alcalá de Henares, Javier Rodríguez Palacios, por convocar en 2016 un Pleno Extraordinario para la aprobación de los presupuestos municipales por la vía de urgencia sin justificar y a sabiendas de que dos concejales del PP no podían asistir.

Serrano ha considerado que esto “comienza a ser una tónica habitual en el PSOE y utilizan diferentes tretas para salirse con la suya. Así, si no tienen mayoría en el Senado tratan de quitarle competencias para que no les voten en contra, si tienen problemas con los concejales de la oposición convocan plenos saltándose todo tipo de formalismos para evitar su presencia en los mismos, como en Alcalá de Henares, y si no son capaces de llegar a un acuerdo con la asignación de retribuciones imponen una por decreto”.

Por ello, Serrano ha emplazado a la alcaldesa “a devolver el dinero obtenido de manera ilegal de las arcas municipales y a asumir sus responsabilidades” ya que a su juicio, “es un ejercicio de falta de respeto democrático, no solo al resto de la Corporación municipal sino a los vecinos de Aranjuez”. Además, ha recordado que la asignación salarial se hizo por decreto, con los partidos en contra y dejando sin retribución a la oposición, limitando así su capacidad de fiscalizar la acción del propio Gobierno municipal”.

El vicesecretario ha considerado que con la sentencia que obliga a devolver 170.000 euros a la alcaldesa socialista y sus ediles, “se pone el broche final a una nefasta legislatura del PSOE con diversos socios de Gobierno”. “El pacto de perdedores de Aranjuez refleja claramente el reparto de sillones y sueldos. Un pacto en el que no se respetó que gobernara la lista más votada, la del PP, y donde no se respetó tampoco ni la voluntad ni los intereses de los vecinos del municipio”.